28 ene. 2010

NOS VEMOS EN AVATAR

El progreso de la humanidad, en lento ascenso, necesita transformar a la naturaleza y a la sociedad eliminando la violenta apropiación animal de unos seres humanos por otros. Cuando esto ocurra, se pasará de la prehistoria a una plena historia humana.




El cine nos está permitiendo asistir a un gradual pero significativo cambio de mirada respecto de los “otros” y de nosotros mismos : Hace 40 años las películas de ciencia ficción mostraban a gloriosos ejércitos humanos defendiéndose de la invasión extraterrestre. Hace 30 años eran extraterrestres de apariencia grotesca varados en algún paraje urbano o rural, sin acceso temporalmente a la tecnología necesaria para regresar a su planeta de origen. Hace 20 años las cámaras se desplazaron a los confines de la galaxia y nos mostraron que no somos la única especie civilizada en el universo, y que era completamente viable la posibilidad de alianzas con los alienígenas. Hace 10 años ya eran ellos los que nos invitaban sutilmente a conocerles…Ahora la magia del cine –y el talento sensible de Camerón – nos muestran como el modelo utilitarista belicista es incapaz de aceptar, comprender y convivir con sociedades que practican otros sistemas de valores menos individualistas y menos materialistas.

Ya Eduardo Galeano nos cuestionaba: Realmente vale la pena ser como ellos? Es el consumismo a ultranza y la relación depredadora del ser humano con la naturaleza y con los otros humanos el modelo que aun amerita ser tenido como referencia? Y Avatar llega a ilustrar cómo dicho modelo no es viable en el tiempo y en el espacio. El capitalismo y su metodología de expropiación violenta (“tomo lo que creo que necesito, y si no me lo das lo tomo por la fuerza”).

En Avatar nos vemos reflejados. Y al vernos no podemos dejar de preguntamos: Quien es la bestia y quien el civilizado? Es garante de civilización tener armas mortíferas, carros veloces, maquinas eficientes y enormes cuentas bancarias personales? La razón de ser de la naturaleza es ser explotada para lucro privado? El egoísmo individualista es el motor del desarrollo humano? Todo lo que soy termina con la muerte? La tecnología utilitarista produce seres plenos o marionetas? La vía de la espiritualidad nos permite llegar a vivenciar lo que la tecnología instrumental pretende controlar?

El saludo profundo de los navis es “te veo”.

Cuando te veo…qué veo? Que parte de ti veo? La esencia o las apariencias? Veo lo humano que hay en mi y lo humano que hay en ti? Veo el rol o la persona? Veo a un ser humano o a un objeto animado que debe acatar a las buenas o a las malas mis esquemas de vida y de relación?

Cuando te veo alcanzo a verme en ti? Alcanzo a reconocerme en ti, a verme en ti, en el otro, como “un legitimo otro en convivencia con uno”, al decir de Humberto Maturana?

En su afán de contabilizar y controlar el mundo, la naturaleza y los otros, el ser humano occidental con su racionalidad instrumental descartó y degradó la existencia de lo sutil, del espíritu, de lo eterno. Avatar muestra la posibilidad de conectarse conscientemente con el otro, con los otros, con el todo y el uno.

El sistema de valores y el modelo de sociedad actualmente imperantes no son viables!. El rey está desnudo”. El velo ha caído –viene cayendo lenta pero inexorablemente- de nuestros ojos; tanto que ya se proyecta ante los ojos de millones de espectadores quienes tal vez tendrán mas registros vivenciales para poner en duda el modelo establecido…O tal vez estamos sonámbulos y no lo vemos? Y si es así cómo despertar-nos?

26 ene. 2010

¿Qué sentido tiene hacer cosas por los demás?


¿Qué sentido tiene hacer cosas por los demás?

Alejandro Volkoff

septiembre 2003
Desde el punto de vista del Ser que está más allá del Yo, los demás y uno mismo es lo
mismo. Entonces, hacer cosas por los demás o por uno mismo es equivalente, ya que en
todos los casos estamos haciendo cosas por el Ser.
Ahora bien, si yo hago cosas para mí mismo, ¿qué quiere decir eso? Porque si esas cosas
van destinadas al Yo (progresar económica y socialmente, tener más amigos, tener una
buena relación de pareja, estudiar más, etc.), entonces la dirección no está puesta en
el desarrollo del contacto con el Ser, y por ende estoy dejando afuera al resto de la
humanidad.
En el contexto mencionado en primer lugar, hacer cosas por uno mismo significa
hacerlas para ir desarrollando ese Ser que me incluye junto con el resto de personas del
planeta. Si utilizo este argumento para hacer cosas para mí, dejando de lado a los
demás "porque todos somos lo mismo" estoy falseando la dirección, porque en realidad
estoy justificando mi egoísmo.
¿Quiere esto decir que entonces debo dedicarme por entero a los demás, olvidándome
de mi Yo? Depende, si esto es lo que me produce más unidad interna entonces perfecto,
pero si no es así debería revisar esta estrategia, porque quién sabe qué estoy intentando
justificar. ¿Tal vez mi propio sufrimiento "en aras de la humanidad"?
Si hago cosas para mí olvidándome del resto de personas, o bien para los demás
olvidándome de mí, estoy yendo en contra de la evolución, que dice que debemos ir
hacia la Unidad. Justamente el registro de Unidad Interna es el que me indica si voy en
la dirección correcta.
Ahora bien, si considero que lo más importante para mí no es compensar al Yo sino
desarrollar el contacto con el Ser, entonces lo mismo debe valer para los demás. Así
pues, ¿qué cosas son las que debo hacer por los demás? Evidentemente ayudarlos a
desarrollar ese contacto.
¿Qué ocurre con las personas con grandes carencias materiales (de vivienda, salud,
educación, alimentación, etc.)? Desde esta situación es más difícil que puedan
evolucionar hacia el Ser, porque sus necesidades son tan acuciantes y primarias que no
les permiten ver mucho más allá. Entonces, puedo ayudarlos a superar esas carencias
básicas, para favorecer una situación desde la cual sea más fácil el trabajo interno.
Pero no me interesa ayudarlos a salir de la pobreza para engrosar la clase media, que
luego se dedica a olvidarse del Ser. Para esto no vale la pena el esfuerzo.
Resumiendo, es falsa la dicotomía entre hacer cosas para uno o para los demás, porque
desde el punto de vista del Ser, todos somos lo mismo. Sin embargo, hasta no estar uno
instalado en ese Ser, debemos convivir con nuestro Yo y el de los demás. Entonces, mi
labor será favorecer el desarrollo del contacto con el Ser, tanto en mí como en quienes
me rodean. Y, justamente, el hacer cosas por los demás ayuda a desarrollar mi Ser,
porque me hace trascender el Yo.

24 ene. 2010

Voces contra la globalización - 7 videos

Voces contra la globalización : Serie de Videos

1: los amos del mundo: quien gobierna en el mundo? Cual es el poder real de los politicos?
2- El sueño de Simbad - panorama laboral mundial.
3- El mundo de hoy: Es posible que una sola potencia pueda dominar el mundo?
como influye la industria del miedo en los ciudadanos ?Poder de los MMC
4- Un mundo desigual: Pobreza Vz. consumo
5- Camino de la extinción: calentamiento global, extinción de especies e indiferencia de politicos
6- La larga noche de los 500 años: Revueltas contra la globalización
7- El siglo dela gente: Foros mundiales conta la globalizacion

Gracias a Evoluvisión por el dato