20 feb. 2017

El sentido de la vida

tomado de: Nota 4 de "El Libro de La Comunidad" sobre el Sentido de la Vida

  1. El ser humano tiende al logro de lo que cree que es su felicidad; 
  2. El dolor y el sufrimiento se oponen a esa felicidad; 
  3. El dolor es físico y su retroceso depende del avance de la sociedad y de la ciencia, mientras que el sufrimiento es mental y su retroceso depende del sentido de la vida que se tenga; 
  4. Se sufre por vivir situaciones contradictorias, pero también por recordarlas y por imaginarlas a futuro. Esas formas, son llamadas las "tres vías del sufrimiento"; 
  5. Puede haber provisionales "sentidos" de vida que permitan sobrellevar distintas etapas de la existencia, pero todos ellos están sometidos a esta definitiva verdad: "La vida no tiene sentido si toda termina con la muerte"; 
  6. El verdadero sentido de la vida surge con el reconocimiento de que no todo termina con la muerte. Este reconocimiento, permite romper las tres vías del sufrimiento, dando unidad y dirección al ser humano. La vida sufre una conversión total y los problemas cotidianos aparecen con la dimensión de problemas superables en el camino del aprendizaje y perfeccionamiento; 
  7. El reconocimiento de que no todo termina con la muerte, o lo que es igual, de la trascendencia mas allá de la muerte admite las siguientes posturas: a) La evidencia indudable (aunque sea indemostrable e intransferible a otros), dada por la propia experiencia; b) La simple creencia dada por educación o ambiente como si fuera un dato indudable de la realidad; c) El deseo de poseer la experiencia o la creencia; d) La sospecha intelectual de la posibilidad de supervivencia sin experiencia, sin creencia y sin deseo de poseerlas; 
  8. Esas cuatro posturas y una quinta que niega toda posibilidad de trascendencia, son llamadas " los cinco estados del sentido de la vida". Cada estado admite, a su vez, distintos grados de profundidad o definición. Tanto los estados como los grados son variables, pero en un momento dado de la vida, permiten definir la coherencia o contradicción de la propia existencia y, por tanto, el nivel de libertad o sometimiento al sufrimiento. Esto es, además, un punto practico, porque se puede examinar cualquier momento de la vida pasada ubicandolo en el estado que le correspondía, comprobando como la vida se organizaba de acuerdo a él. Lógicamente, ese examen vale para comprender el momento actual; 
  9. Cualquiera sea el estado y el grado en que se encuentra una persona, puede avanzar o profundizar en él, merced al trabajo sostenido en la dirección que propone [el mensaje de Silo]

No hay comentarios: